top of page
  • Foto del escritorOmar Verdugo

Auto-descubrimiento Personal

Actualizado: 23 abr 2023

Una Breve pero Eficaz Guía a la Solución de Dramas Emocionales


El Camino de la Tierra puede ser un sendero estrecho y difícil cuando nos aventuramos en él. Me refiero a la obligación que tenemos de venir al mundo a expiar nuestro karma. Con la diferencia de que, por un lado, están las personas que se interesan en conocer el proceso de la evolución de su alma y por el otro lado, están aquellas personas que viven la vida ignorando el proceso del despertar y su evolución, sin embargo, todos, dormidos o despiertos estamos en el Camino de la Tierra.


Sin duda, el camino de la tierra, por su naturaleza y sus mecanismos, exige bien definidas formas de preparación y entrenamiento en el conocimiento del bien y del mal implícito en el mismo ser humano, porque ambas corrientes, el mal y el bien se fraguan en los hechos de la vida diaria ya sea, favoreciendo al hombre en su progreso o menoscabando metas, propósitos o proyectos con la finalidad de propinarle una buena lección de vida como respuesta a sus erróneas conductas, insanas actitudes o por cualquier deshonesto comportamiento personal donde, finalmente, beneficie a su aprendizaje, crecimiento o adelanto espiritual.


Generalmente, este tipo de experiencias que, parecieran ser tristes y desventuradas pueden serlo solo en apariencia, porque, en el fondo se van fraguando virtudes y semillas de sabiduría que resultan de vivir tales experiencias como parte del mecanismo de la evolución que más tarde, allá en la siguiente encarnación o en esta misma vida producirá sus buenos frutos. Sin duda, durante el trayecto, siempre tendremos la necesidad de franquear brechas alternas que significan experiencias críticas o difíciles en la vida de un caminante y que se presentan muchas veces de forma inesperada debido a decisiones equivocadas o simplemente, como un ajuste de cuentas por parte de la ley del karma que exige pureza en las acciones o actos de la vida.

Muchas experiencias suelen ser penosas donde el caminante puede sentir derrumbarse, pero, éste debe sobreponerse tan pronto como pueda, levantarse de nuevo y continuar su camino sin reclamos injustos contra Dios porque Él, no es responsable de nuestros actos, de nuestras conductas, de nuestro modo de pensar y sentir y menos de cómo nos comportamos ante los demás. Por eso insisto, obsérvese ¿quién es usted? Conozca a ciencia cierta como se mueve en este mundo, así, ira adquiriendo las claves de la prosperidad y el progreso espiritual en el camino de su evolución.


Por muy difícil que sea y aunque el cuerpo se encuentre agobiado se deberá siempre mantener viva la fe en el Gran Propósito de avanzar hacia la luz. No importa que disminuya la intensidad de sus esfuerzos, pero nunca se detenga, no haga pausas prolongadas, continúe caminando, cueste lo que cueste porque por ello, siempre será bien compensado.

Muchas personas durante su camino pierden la fe en la enseñanza cristiana, mística o espiritual que han recibido quizás, porque alguna problemática de su vida personal no se ha resuelto, ya que sus dramas emocionales siguen siendo los mismos y se siguen cometiendo errores semejantes que traen raíces del pasado al presente. ¡Y es verdad! Lo he visto muchas veces en otras personas y confieso que a mí me ha pasado. Mucha gente se decepciona y peor aún, otros más se desaniman, pierden la paciencia y mandan todo a volar, sin embargo, antes de tomar una decisión desesperada siempre hágase preguntas hacia usted introspectivamente con inteligente discernimiento aceptando sus equivocaciones. No culpe a su guía, pastor o sacerdote ellos solo contribuyen en algo, pero no son la solución a sus problemas, sin embargo, aprecie los buenos consejos y escudriñe en su interior, escuche su propia voz siempre.


RECOMENDACIONES


• En casos complicados, lo recomendable es parar y comenzar a evaluar los hechos de su vida y enfocar su atención en los eventos más difíciles o que mayor impresión emocional le han causado.


• Cuando identifique un hecho o caso en especial que afectó su vida y que no pudo evitar concentre su atención en el hecho repasando el recuerdo, estudiando la memoria de ese hecho, analice y cuestione cosas, razone profundamente con la finalidad de desatar el enmarañamiento.


• Tome una posición cómoda en actitud meditativa y vuelva a recapitular mentalmente la experiencia en un momento de más tranquilidad como si estuviera recordando las escenas de una película, estudie la escena, observe los sucesos, siempre encontrará respuestas.


• En este caso, usted es el actor principal, es su persona el objeto de estudio y evaluación, descubra aquello que más lo ha impactado.


• Si la experiencia aconteció con gente a su alrededor deberá identificar los puntos críticos donde usted se siente aludido, afectado, tocado, señalado o como sea, pero, la importancia central ahí, son sus emociones y reacciones.


• ¡Tiene que lograr identificarlas! Porque son la clave para su reparación y transformación personal. Muchas veces, son las situaciones difíciles las que nos ayudan a descubrir esos dramas emocionales que no hemos podido superar antes. Y es que, viviendo experiencias difíciles es cuando podemos descubrir directrices mentales rígidas, formas de pensamiento equivocado o molduras emocionales que nos han manejado todo este tiempo y que hemos creído que son normales o son aceptables ¡Cuidado con eso! Por eso, agudice su capacidad de observación y aprenda a descifrar conductas a través de los sentimientos.


• He ahí la clave! ¿Como se sintió, como reaccionó ante tal eventualidad, qué tanto lo ha afectado tal experiencia? Si no se ha esforzado en observar esto hoy, un día lo hará cuando lo impacte un problema, entonces recordará mis palabras. Recuerde, conflictos y problemas se repiten muchas veces durante la vida con el propósito de que usted, un día los supere y los deje en el pasado, pero, de una forma metódicamente consciente. Si usted continúa reaccionando mecánicamente, en automático ante ciertos hechos, entonces, usted sigue siendo la misma persona con sus mismas cantaletas, juicios, prejuicios y modos de ser más o menos variados o madurados de acuerdo a la edad, pero, en el fondo, es la misma persona que sigue igual sin que haya hecho cambio alguno. Quizás con alguna variante, pero, todo en el fondo es el mismo problema no superado totalmente, no le recomiendo seguir ahí.


• ¡Esto es auto descubrimiento! Y debe ser honesto, íntegro y sincero consigo mismo para aceptar con sinceridad y firmeza amorosa lo que realmente está sucediendo dentro de usted.


• Cuando descubre el error mental y emocional debe volver a recordarlo y a sentirlo, a recapitular la experiencia, reconocerlo a plenitud y mirar de frente hacia él y pedirle que se aleje cuando usted ya ha comprendido a plenitud la razón de por qué ha vivido con esa experiencia que hoy, ya no necesita más porque, ha logrado comprender tal sufrimiento, tal dolor o enfermedad que hoy está superando o ha venido superando.


• Pida fervorosamente a través de una sencilla oración a una fuerza divina que le ayude a superarlo, a desintegrarlo, suprimirlo o alejarlo de su mente y de su vida. Sienta e imagine que se va y se aleja, envíelo a la fuente de dónde ha surgido, a alguna parte del maravilloso cosmos para que sea reciclado y purificado en fuerzas más puras.


• ¡Libérese hoy, busque y sienta su libertad! Respire la Vida y libere a su alma que aspira siempre por lo divino para que esta refleje en su personalidad la saludable sencillez de la legítima espiritualidad y fraternal hermandad.


…………………………………………………………………………


Bien, este es el procedimiento que a mí me ha ayudado a superar muchos dramas emocionales durante mi vida. En lo personal ha sido muy efectivo y no ha dejado de serlo. Una vez que lo aplica con regularidad ya nunca lo olvida. Se que este procedimiento escrito puede generar dudas, por eso, le sugiero que a través de este medio pregunte o comente lo que sea en razón de este ejercicio, escriba su comentario, su duda o visíteme los miércoles para recibir una capacitación.


Elevar nuestra intensidad de luz o la frecuencia vibratoria de nuestro organismo físico es lo esencial y más importante en nuestra vida, significa purificación y este procedimiento ayuda a lograrlo.


Omar Verdugo

Sinceramente


2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page