top of page
  • Foto del escritorOmar Verdugo

La Personalidad y La Felicidad en Pareja, Dos Complejas Realidades

Cada ser humano es poseedor de una personalidad aparentemente definida y, podría llegar a serlo si, si este ser humano tuviera un mayor control absoluto de su CONCIENCIA DE SER en la tierra sin desestimar las influencias psíquicas, astrales, espirituales y circunstanciales propias del importante evento que vive en la tierra a través de los hechos que se desenvuelven alrededor de su vida, muy particularmente.


Omar Verdugo



Es decir, el ser humano actual no es autónomo en su CONCIENCIA DE SER, PENSAR, SENTIR, ACTUAR O EXPRESARSE. Él es objeto de muchas influencias a la vez que lo motivan y emocionan en un solo momento donde es capaz de tomar decisiones indiscriminadamente sin SER ABSOLUTAMENTE CONCIENTE DE ELLO. ¡He ahí EL GRAN PROBLEMA! Cada suceso en su vida lo mueve, lo impulsa o lo lanza ya sea por azar a su fatalidad o a su buena ventura.


Esto sucede mucho cuando él o ella desean o esperan encontrar la mejor pareja para vivir felices el resto de su vida, pero, sucede que no han aprendido de las duras lecciones del pasado, no han comprendido bien las causas de sus infortunios y erradas decisiones. Porque, aquello que los motiva a seguir buscando y que ha sido causa de grandes desaciertos sigue atado a su personalidad. Ellos desean encontrar en la pareja que anhelan las mejores cualidades, las más finas actitudes, exigen de ellos cierta mejor preparación para poder vivir una vida armoniosa. Piensan en encontrar a un hombre o mujer más virtuoso con buenos ideales para el trabajo y la superación, que no tenga vicios, que no sea impaciente, que sea una persona comprensiva, buen padre o madre amorosa, cariñosa, en fin, cualidades que en gran manera ellos mismos no han cultivado en sí mismos, ¡he ahí EL GRAN PROBLEMA! ¿Cómo encontrar a la persona idónea, a la mejor, a la exclusiva que engrane perfectamente a sus necesidades y anhelos cuando ellos mismos no han trabajado en cultivar en su propia vida las cualidades y virtudes que esperan encontrar en su media naranja o en su alma gemela que tanto anhelan?


¿Cómo PUEDES ENCONTRAR A ESA PERSONA SIENDO LO QUE ERES HOY si no has cambiado nada en ti? ¿Comprendes ahora lo que intento explicar? Hay formas mentales, conceptos, prejuicios, supuestas consideraciones, conductas, comportamientos que producen una cierta forma de esperanza errada que deben ser disueltas, borradas, eliminadas de la personalidad y de la mente para que puedas encontrarte con la persona ideal a tus mejores afinidades.


No podemos merecer lo mejor mientras en cada uno de nosotros sigan viviendo o expresándose en nuestra personalidad elementos psíquicos discordantes que están en contra de nuestros mejores deseos y anhelos. Es posible que, al momento en que lees comprendas bien a que me refiero. Todos tenemos un juez interno que nos ayuda a someter a juicio lo que somos internamente en algún momento de nuestra vida. A todos nos llega el momento de cambiar en alguna parte de nuestra vida después de haber sufrido mucho y ese momento podemos alcanzarlo hoy y voluntareamente, si lo deseamos.

No solamente comprender y resolver los desaciertos que hemos vivido buscando una pareja afín a nuestras expectativas. Sino comprender los problemas que enfrentan nuestros hijos, nuestra pareja actual, nuestra familia y comprendernos nosotros mismos tan profundamente como podamos, entender la realidad de lo que somos hoy, desmenuzarlo y eliminar de nosotros lo que nos sobra, lo que no es necesario seguir cargando ¿Por qué? ¡Porque hay elementos insanos en nuestra mente que nos produce problemas, altercados, discordias, crisis, errores o infelicidad!


Bueno, tampoco intento decirles que el ser mejores personas, más puras, más inteligentes, conscientes y amorosas lo lograremos de un momento a otro asistiendo a un curso de algunas semanas, no es un proceso mágico e inmediato, no es así, no es mi afán ilusionar a las personas irresponsablemente, porque es muy cierto que, remodelar nuestra vida, transformarla y llevarla a un nivel superior de vibración más fina e iluminarla requiere de grandes esfuerzos y gran voluntad. Es entrar a un nuevo mundo y asimilarlo, vivirlo, sentirlo y comprenderlo profundamente, hasta entonces el estudiante llegara a sentir la notable diferencia entre su vida pasada y el nuevo mundo que se le presenta.


La mayoría de las personas buscan la felicidad con grandes esperanzas buscando adquirir éxitos o ventajas materiales o en alguna nueva relación amorosa, pero, tarde o temprano esa felicidad anhelada se disuelve en sus manos y caen en terrible desilusión al descubrir lo corto y fugás de la experiencia que vivieron y es porque, no los llenó realmente, no les aportó luz, o ningún avance evolutivo o crecimiento espiritual. Y es que, la felicidad y ciertos estados de alegría pertenecen al campo de una CONCIENCIA SUPERIOR DE LAS COSAS sin importar lo que se posea materialmente y de quien estes acompañado. Todo ello depende de cómo sentimos y comprendemos las cosas y los hechos de la vida. El hombre y la mujer de nuestra época se siente feliz porque tiene y posee y mientras posea o adquiera él o ella son felices, ciertamente eso, no es felicidad.


A esto me refiero cuando digo que somos muchos en nuestra personalidad, porque nuestros intereses en el mundo material son muchos. Y debido a eso, consideramos que nuestra vida debe seguir ese rumbo material, caótico y avasallador para poder lograr una posición y estar acompañados de las personas que deseamos. Cargamos con tantos juicios y prejuicios mentales durante el día relativos a esos intereses que nos causan traumas, estrés, disconformidad o discrepancias con nuestros seres queridos al ver que no estamos viviendo conforme a nuestros intereses, llegamos a encontrarnos insatisfechos con nosotros mismos por no poder concretar ciertas metas y entonces vivimos los días más difíciles y duros donde nada sale bien. Y así, la vida nos golpea constantemente señalando nuestra fragilidad. He ahí el KARMA exigiendo pureza en los actos humanos.


Amigo caminante, el mundo necesita de vidas e historias felices, familias felices, de hombres y mujeres felices que sepan sortear con amor, paciencia y sabiduría sus mas intrincados problemas existenciales y superarlos con gran voluntad y firmeza. Es cierto que el mundo nos presenta situaciones adversas, que no hemos logrado la posición material anhelada o que nuestra familia puede no ser la perfecta, pero ¿Quién eres tú para merecer una familia perfecta o la pareja perfecta?


Podría ser posible, y ¡sí que lo es! Pero, para conseguirlo, es necesario que cada uno de nosotros cambie ciertas posturas mentales y se borren para siempre otras que no son necesarias.


Aprenda como hacerlo, podría llegar a ser el trabajo más importante que haga en su vida por encima de lo que hasta hoy a logrado hacer.



Omar Verdugo

Sinceramente su amigo y servidor

3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page